Mérida.- Ricardo Góngora Saldívar y Javier Carrillo Esquivel se casaron hoy por lo civil, con lo que se convierten en la primera pareja del mismo sexo en contraer matrimonio en Yucatán, luego de la orden de un juez federal emitida en junio pasado.

Tan sólo 10 minutos bastaron para que la pareja fuera reconocida por el gobierno de Yucatán con vínculos legales.

El juez Manuel Sosa Náuhat destacó que con esta unión se da cumplimiento a una disposición de orden federal y a la vez, destacó, se instaura una nueva forma jurídica de establecer las uniones legales en Yucatán.

A su vez, vestida de riguroso blanco, la pareja asumió el compromiso legal y jurídico que conlleva al vínculo matrimonial, en un estado en el que la ley establece que el matrimonio, y en especial la familia, se compone de un hombre y una mujer.

Ambos ofrecieron una rueda de prensa, previo a su enlace en la que se asumieron como una pareja feliz que ha saltado a la fama sin buscarla y en la que entre sus planes no se encuentra el tema de la adopción.

Javier destacó que este resolutivo, que fue acatado por el gobierno estatal, abre un parteaguas y genera el momento idóneo para que los diputados hagan su trabajo y reformen la ley.

Emocionado y con el característico azahar en la camisa de lino y grecas denominada “guayamisa”, dijo que existen cuatro parejas más que están en fila buscando también el reconocimiento jurídico a su unión.

Confió en que sean muchas parejas las que formalicen su unión y que esto motivara a los legisladores locales a descongelar una iniciativa para este tipo de enlaces en el congreso local.

Por su parte, Ricardo reiteró que lo más importante debe ser la familia, sin embargo, también agradeció al colectivo Matrimonio para Todos y Todas en Yucatán su apoyo para lograr su enlace, cuya temática de esta noche fue una boda mestiza (a la usanza tradicional).

Fuente | SDP Noticias

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.