Seguro que ya estás cansada de ver fotografías de marines besando a su pareja a la llegada a puerto. Se trara de una tradición Estadounidense por la que, cuando el navío llega a puerto, uno de los marines escogido mediante un sorteo es el encargado de bajar en primer lugar y besar a su pareja. Los medios de comunicación fotografían ese momento.

Gracias a la derogación de la ley ‘Don’t Ask, Don’t Tell’, la Oficial Marissa Gaeta fue la ganadora de este sorteo y pudo besar a su pareja (una mujer) de manera pública. Su pareja es la también Oficial, Citlalic Snell con la que lleva saliendo ya dos años. Comenzaron a salir en la escuela de entrenamiento, donde eran compañeras de habitación.

El beso tuvo una gran acogida, de hecho, la misma que tiene siempre, sin excepción. Los marines atracan en el puerto y las chicas se besan delante de todos los congregados que aplaudieron y gritaron como tantas veces.

Fuente: lsbn.es

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.