Más de 250 líderes religiosos de Illinois manifestaron su apoyo a la ley sobre matrimonio matrimonio entre personas del mismo sexo que se votará en ese Estado antes del 9 de enero de 2013.

Los rabinos y los pastores de varias iglesias cristianas –ningún miembro de la católica- enviaron una carta a los representantes del Congreso de ese Estado en la que se muestran a favor del matrimonio homosexual.

En la misiva, los firmantes aseguran que “no hay nada que justifique la existencia de una ley que trate a las personas de manera diferente en virtud de su orientación o su identidad sexual”.

La carta es una muestra más del cambio de postura de muchas confesiones religiosas hacia el matrimonio homosexual, en sintonía con el resto de la opinión pública estadounidense.

El pasado 6 de noviembre, Washington y Maine se convirtieron en los primeros Estados en los que la ciudadanía votaba en referéndum la legalización de las bodas gays, el mismo procedimiento por el que Maryland rechazó una propuesta para que sólo fueran válidas en ese territorio las uniones heterosexuales.

La Iglesia católica de Illinois, que representa a cuatro millones de católicos en ese Estado, ya manifestó su oposición a la legislación que se votará a principios del año que viene, asegurando que “el matrimonio del mismo sexo es contrario a las Escrituras”.

Un razonamiento que se apresuró a revocar el reverendo Kevin E. Tindell, miembro de la Iglesia Unida de Cristo en Chicago. “No es un derecho religioso, es un derecho civil”, indicó Tindell en declaraciones recogidas por The New York Times.

“Se trata de una cuestión de justicia y como cristiano y como ciudadano creo que es mi deber apoyar las uniones del mismo sexo”. Tindell, es homosexual y tiene tres hijos con su pareja desde hace 17 años.

El apoyo de los líderes de la mayoría de las confesiones cristianas, además de la comunidad judía, de Illinios llega semanas después de que la senadora estatal, Heaher Stean, y el representante de la cámara Baja de ese Estado, Greg Harris, ambos demócratas, anunciaran a principio de este mes que el Congreso de Illinois votaría la ley de legalización del matrimonio homosexual en las primeras sesiones del nuevo año. A comienzos de 2012, su gobernador, Pat Quinn, ya autorizó las uniones de hecho entre personas del mismo sexo.

El Tribunal Supremo de EE.UU. se pronunciará en 2013 sobre la constitucionalidad de la ley de Defensa del Matrimonio (DOMA), que desde 1996 establece que éste debe limitarse a la unión entre un hombre y una mujer. Desde entonces, DOMA ha impedido el reconocimiento a nivel federal de las parejas homosexuales que se casaron en los estados donde las uniones gays sí fueron legalizadas.

Fuente: adnradio.cl

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Google+